ACAPULCO, Gro., 27 de enero de 2018.- Como resultado de labores de seguridad, inspección y vigilancia en carreteras del estado de Guerrero, la Comisión Nacional de Seguridad informó que la Policía Federal, a través de la División de Seguridad Regional, decomisó unos seis kilos 300 gramos de aparente cocaína que iban ocultos en un compartimento adaptado al asiento del copiloto de un automóvil.

De acuerdo con un boletín, el aseguramiento tuvo lugar en el kilómetro 001+100 de la carretera Libramiento Acapulco (350-I) en el poblado Paso Texca del puerto, donde policías federales marcaron el alto a un automóvil, cuyo conductor no portaba el cinturón de seguridad.

Al aproximarse al vehículo para informarle de su falta al Reglamento de Tránsito en Carreteras y Puentes de Jurisdicción Federal y efectuar una inspección de rutina, los efectivos federales localizaron debajo del asiento del copiloto el compartimiento que ocultaba siete envoltorios que contenían polvo blanco con las características similares a la cocaína.

Ante la probable comisión de un delito, al conductor le fue leída la Cartilla de los Derechos que Asisten a las Personas en Detención y junto con el vehículo y los envoltorios fue puesto a disposición del Agente del Ministerio Público Federal, quien determinará la situación jurídica del detenido, así como el tipo y peso exacto de la sustancia.