ACAPULCO, Gro., 13 de junio de 2015.- El huracán Carlos, de categoría 1 en la escala Saffir-Simpson, ha dejado el primer estrago en Acapulco. Se trata del Centro Tortuguero de Playa Hermosa, que desapareció junto con mobiliario a causa del fuerte viento, la lluvia y el alto oleaje.

La directora del campamento dedicado al recate de los reptiles, Mónica Vallarino Vázquez, relató a Quadratín Guerrero que las condiciones climáticas les ha perjudicado considerablemente, “el mar se llevó ya la cabaña, todas nuestras enramadas, el corral de incubación está por destruirse, se llevó todas las tarimas”.

Vallarino Vázquez dijo estar preocupada porque a dos días de la entrada de la tormenta, ahora huracán, ninguna autoridad se ha acercado a auxiliarlos. Teme que el trabajo de 20 años en el centro se vaya a la borda por la desatención de las autoridades.