ATOYAC, Gro., 24 de noviembre de 2021.- La Policía Suburbana de El Cayaco clausuró un rancho que estaba vendiendo las reses al rastro enfermas de tuberculosis y brucelosis, por lo que alertó a los municipios de Atoyac y Coyuca de Benítez de no consumir carne hasta que revisen que está bien.

“Se les avisa que tenemos un rancho clausurado donde ni un animal sale ni entra, que estos animales son provenientes de Zacatecas, y hasta que sea evaluado por un médico, ya que presentan síntomas de que tienen brucelosis, tuberculosis”, informó la Policía Suburbana a los pobladores de Coyuca y Atoyac.

Señaló que están alerta “y al cuidado de nuestros ciudadanos para evitar enfermedades mortales,  eso no significa que no compren carne, los rastros están al tanto y ellos siempre venderán algo bueno, estos animales son checados y serán nuevamente checados para que no salgan al mercado, al menos los que estén infectados”.

Las reses que aparecieron fueron quemadas ahí mismo y había documentos donde las daban por sanas, pero al hacer la inspección encontraron a las reses infectadas.