CHILPANCINGO, Gro., 15 de junio de 2018.- Este viernes quedó instalado el tercer y último periodo de sesiones ordinarias de la 61 Legislatura en el que tendrían que desahogar temas pendientes y de interés estatal como las reformas al Código Penal local en temas de feminicidio y la extorsión o la legalización de la amapola para uso medicinal.

Este viernes sesionó el Pleno y el único punto fue la inauguración. En entrevista, el coordinador de la fracción parlamentaria de Movimiento Ciudadano Silvano Blanco Deaquino informó que sólo de esa fracción son más de 50 iniciativas propuestas y que permanecen en la congeladora a pesar de ser de trascendencia como la Ley 701, la eliminación del fuero y las reformas al código penal.

Dijo que a pesar que se recurrió a las excitativas en el periodo anterior de sesiones no hubo avance y consideró que es complicado que en lo que resta del periodo se aprueben.

Blanco Deaquino consideró que después de julio no habrá condiciones para que se resuelvan los pendientes y a mediados de agosto “todo se paraliza”.

“Hay muchos pendientes por resolver, esperemos que quienes lleguen de la fracción retomen la agenda y los que lleguen de otros partidos lleguen con mentalidad distinta y que el propio gobernador (Héctor Astudillo) abone porque sí tiene mucho peso su opinión”, expresó.