CHILPANCINGO, Gro, 26 de noviembre de 2019.- Durante su comparecencia ante el Pleno del Congreso del Estado esta noche, el secretario de Educación de Guerrero, Arturo Salgado Urióstegui reveló que esa dependencia eroga 2 millones de pesos mensuales para el pago de renta de oficinas, luego de que el edificio que ocupaba las oficinas centrales sufrió daños por los sismos.

En la comparecencia como parte de la Glosa del cuarto Informe de labores, que se prolongó por más de cinco horas, el secretario agradeció a los diputados de la 62 Legislatura “haber hecho realidad” la prohibición de teléfonos y tabletas electrónicas en escuelas de educación básica, y aseguró que no están contra la tecnología pero que los menores requieren de tiempo para dar la atención necesaria.

Salgado Urióstegui reconoció que la violencia ha generado suspensión de clases sin embargo aseguró que se han adoptado las precauciones de seguridad para reanudarlas; también dijo que con profesores, directores y supervisores se han tomado medidas para recuperar el tiempo perdido y puso como ejemplo las escuelas de Xaltianguis donde, sostuvo, el horario se ha extendido una hora.

El secretario aseguró que esa dependencia también atiende de manera permanente a los niños que han sufrido desplazamiento forzado de sus comunidades al igual que los niños migrantes.

Consideró que se deben reorientar las carreras en las escuelas normales porque de acuerdo con sus datos ya no se requieren maestros de telesecundaria.

Asimismo informó que se lleva a cabo una regularización de profesores indígenas que no se hacía desde al menos 30 años por lo cual algunos de ellos tenían salarios muy bajos, pues antes para obtener una plaza el requisito en algunos casos era secundaria mínima.

Dijo que hay dos mil 795 profesores con clave de ese tipo de los cuales de manera reciente se inscribieron para regularizarse mil 554 de los que procedieron 776. Indicó que uno de los requisitos era contar con una licenciatura en educación indígena.

Al tocar el asunto de los profesores fuera del Fone, precisó que a septiembre de 2019 aún hay cuatro mil 761 para los cuales se requieren 779.5 millones de pesos anuales. Reveló que 98.8 por ciento de esos profesores, cuatro mil 706, son administrativos de Educación Básica; 30 administrativos de Educación Superior; 23 docentes de Educación Básica y dos de Educación Media Superior.

El secretario informó que este año se logró la jubilación de mil 28 profesores sin embargo la Secretaría de Educación Pública (SEP) sólo dejó que el gobierno estatal ocupara 318 plazas para egresados y recogió las 712 restantes.

Agregó que el programa de prohibición de comida chatarra en las escuelas sigue vigente y que se han emitido circulares para directivos y profesores en los que se indica que se prohíbe la venta de ese tipo de productos.

En las posturas, en nombre de Morena, el diputado Ricardo Castillo Peña tocó temas que consideró que quedaron pendientes, entre estos el Fone, y llamó al secretario a no claudicar en las gestiones ante la federación y ofreció ayudar en lo que corresponda porque el compromiso debe ser institucional, sin colores partidistas.

Del PRI, Olaguer Hernández Flores, aseveró que en un estado convulsionado como Guerrero no sería justo no reconocer los logros como, dijo, ocurrió en la zona de la sierra cuando se reanudaron las clases a pesar de la violencia. Hizo un llamado a las organizaciones y al gobierno a crear una sinergia para salir adelante.

Durante la comparecencia, desde la zona de palcos un solitario hombre protestó para pedir su reinstalación en esa dependencia, cuando participó el diputado Carlos Cruz López, quien enlistó una serie de expedientes de juicios laborales, que aseguró, ya fueron sentenciados a favor de la reinstalación de los trabajadores y la SEG ha incumplido con ello.

Cuando el legislador mencionó el expediente 511/2017 sentenciado a favor de Alberto León Cortés, desde arriba con una pancarta en mano, el hombre gritó: “justicia, mi familia come, usted es responsable de lo que nos pase”.