ACAPULCO, GRO., 14 de diciembre de 2017.- El tesorero de la Asociación de Gasolineros del Estado de Guerrero, Carlos Reyes Paris, informó que ha sido recurrente que dos o tres veces por mes Pemex no envíe diésel de ultra bajo azufre a Guerrero y los empresarios tengan que asumir el costo de traerlo desde Ciudad de México.

Las gasolinas y diésel llegan por barco a Acapulco de donde se surten 270 estaciones de servicio que hay en los 81 municipios, además de las 67 existentes en este puerto.

Aunque Reyes Paris precisó que no todas venden el diésel de ultra bajo azufre que es utilizado por el transporte de carga que hace viajes de larga distancia, como son los tráileres que traen mercancías a Guerrero.

Informó que en este momento hay escasez y que espera que sea temporal “y que el barco traiga diésel hoy o mañana”.

Pero mencionó que en los últimos meses ha sido recurrente que “dos o tres veces al mes” ese tipo de combustible no llegue.

Ante esa situación los empresarios deben pagar el flete desde la Ciudad de México para poder contar con el producto.

Dijo esperar que se trate de algo eventual y que no se adopte como medida por parte de Pemex, ya que existe el riesgo de que se tenga que incrementar el precio al consumidor final.