ATOYAC, Gro., 18 de octubre de 2016.- Familiares de la doctora Adela Rivas Obé exigieron justicia y el esclarecimiento del crimen, así como el apoyo del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), luego de que se confirmara la muerte de la desaparecida.

En entrevista, el hijo de la víctima, Bolívar Darío Rojas, pidió que el asesinato de su madre no quede en la impunidad:

“Nuestra exigencia hacia las autoridades es que se haga justicia y que se hagan las cosas como deben ser, con este y los demás casos de desaparición, lo que pedimos también es que el IMSS dé su apoyo verdadero a la familia hoy que lo necesitamos”, dijo.

El cuerpo de la directora de micro-zona del IMSS en la región Costa Grande fue velado ayer lunes en Atoyac, donde residía, y aproximadamente a las 14:00 horas de hoy martes será llevado al puerto de Acapulco, de donde Rivas Obé era originaria, para continuar con los trámites correspondientes.

“La familia agradece a todos los amigos y compañeros que han estado al pendiente de esta situación, por sus oraciones, por su fuerza, en nombre de mi mamá que sé nos está escuchando, muchas gracias a todos”, indicó.