CHILPANCINGO, Gro., 3 de mayo de 2019.- El abogado de los padres de los 43 normalistas de Ayotzinapa desaparecidos, Vidulfo Rosales Sierra, calificó como grave y una traición de los diputados federales de Morena que desecharan el juicio político contra el ex titular de la extinta Procuraduría General de la República (PGR), Jesús Murillo Karam, por supuestas irregularidades en el caso Iguala.

Entrevistado esta mañana en Chilpancingo durante la instalación del Parlamento Abierto para la Reforma Constitucional de los Pueblos Indígenas de Guerrero, el abogado consideró que Morena debe entrar en un proceso de reflexión sobre la desaparición de los normalistas, porque se encuentra en un doble acero.

“Por un lado, hay un presidente que se ha comprometido a dar justicia al caso Iguala, y por otro lado hay una Fiscalía que no ha nombrado al fiscal para el caso Ayotzinapa y está la Cámara de diputados que ha desechado la demanda de juicio contra Murillo Karam porque argumenta que hay insuficiencia probatoria de culpabilidad”, señaló,

Vidulfo Rosales dijo que los diputados pudieron haber implementado un procedimiento para recabar más pruebas o requerir a la parte que interpuso la demanda, y agregó que su actuación manda un mal mensaje a los padres de los 43, “un mensaje político funesto que no ayuda sino que va en retroceso y tal parece que Morena le hace el caldo gordo a Enrique Peña Nieto e intentan cubrir a los que hurgaron la verdad histórica, como Murillo que manipuló la verdad, lastimó a los padres y obstaculizó la investigación”.

El defensor llamó al presidente Andrés Manuel López Obrador y al Comité Nacional de Morena a que abran órganos para analizar la postura de los diputados, pues afirmó que cometieron una barbaridad, “casi, casi una exoneración a Murillo Karam”.

Indicó que en términos legales todavía queda la Comisión de la Verdad para seguir con la investigación, pero que en la cuestión política hay un descobijo, porque los legisladores no se comprometen con los padres. “Se están desdiciendo de su compromiso con la justicia del caso Iguala y eso se puede interpretar como una traición para los padres”, concluyó.