ACAPULCO, Gro., 8 de mayo de 2019.- El humo que cubre al puerto desde hace tres días consecutivos, ya no sólo es por los incendios forestales ocurridos en la región Centro del estado, pues el cambio de vientos acarrea partículas de conflagraciones de estados como Michoacán y Jalisco, en la parte suroeste del país.

Lo anterior, lo informó a Quadratín el meteorólogo de la Secretaría de Protección Civil estatal, Roel Ayala Mata, quien señaló que desde hace 20 años, no ocurrían siniestros como los de la actualidad.

Advirtió que son demasiados incendios forestales que en su mayoría son originados por las quemas de predios y tierras de labor. “Los incendios aportan humos que afecta a todos por igual”, dijo.

Añadió que la ocurrencia de incendios forestales trae como consecuencias la desprotección de vegetación en la superficie, lo que favorece que con la llegada de las precipitaciones pueda reblandecerse más rápidamente el suelo y se ponga de manifiesto la inestabilidad de laderas (derrumbes, deslizamientos, rodamiento de rocas o inestabilidad de las mismas), además de la erosión eólicas y pluvial, daños a la flora y fauna y pérdida de biodiversidad.

Otras consecuencias son la influencia en la distribución de lluvias “es decir no llueve igual, cambio en las temperaturas. Sólo por mencionar algunas”.

Ayala Mata mostró una imagen satelital, de la cual sostuvo que “esta es una imagen del país ahorita, en una condición normal ya debería haber nubosidad y precipitaciones, vea que está seco”.