PÁTZCUARO, Mich., 2 de noviembre de 2019.- Cayó un aguacero, pero ni la lluvia, ni el intenso frío y ni la pobreza en que viven impidieron a los indígenas purépechas  venerar a sus difuntos en la tradicional Noche de Muertos, cuyas ceremonias de velación han perdurado en la región del Lago de Pátzcuaro en un reencuentro con los que ya no están.

En esta ocasión, el embajador de Estados Unidos en México, Christopher  Landau, visitó la zona lacustre, donde acompañado por el gobernador Silvano Aureoles Conejo  realizó un recorrido y   presenció las ceremonias de velación, mediante las cuales, fieles a sus tradiciones y costumbres centenares de indígenas purépechas revivieron con devoción y fe el ritual de velación pagano-religioso de esa tradición.

El mandatario michoacano subrayó que es altamente positiva la imagen que Christopher Landau recogió de Michoacán luego de recorrer la zona Lacustre y ser partícipe de la celebración de Día de Muertos y expresó su respeto a las costumbres y tradiciones de los indígenas michoacanos.

La nota completa aquí.