ZIUATANEJO, Gro., 19 de agosto de 2019.- Las llamadas falsas al número de emergencias solicitando a los paramédicos de la Cruz Roja es una situación que ha ido disminuyendo, sin embargo, mientras siga existiendo representa un quebranto económico para la institución.

En entrevista el presidente del Consejo local de la Cruz Roja, delegación Zihuatanejo, Gerarda González dijo que quienes hacen estás llamadas son jóvenes que bromean activando las alertas.

“Hay días en los que se reciben hasta cinco llamadas falsas de diferentes números telefónicos y mientras más distancia recorra el vehículo, es mayor el gasto de combustible que se hace”, explicó.

Calculó que en promedio una ambulancia se llega a gastar hasta 500 pesos por servicio, porque no solamente es el gasto del combustible, sino también el riesgo de los tripulantes, pues ante la urgencia, manejan a mayor velocidad.

Cuando si es real, y se atiende a una persona lesionada, el gasto es de 700 a mil pesos, porque los insumos que se requieren para prestar los primeros auxilios, incluyendo el oxígeno.

“Hay días en los que se prestan de 30 a 50 servicios y eso va dependiendo de la temporada, porque en vacaciones aumenta; de estas calculo que hay hasta cinco (llamadas) falsas, y si se hacen cuentas, al final del día este es un gasto que no benefició a nadie”, lamentó.

Remarcó que se ha logrado concientizar a la población respecto a las llamadas falsas, pero todavía existen y cuando las hay, se dejan descubiertos otros servicios donde posiblemente sí se requiera del auxilio, por lo que no solamente es el gasto económico, también se pone en riesgo al resto de la población.