IGUALA, Gro., 7 de marzo de 2020.- Alrededor de 500 mujeres marcharon desde la Patria Trigarante hasta el monumento a la Bandera Nacional para exigir que el Estado garantice su seguridad, evite feminicidios y castiguen a los culpables de los feminicidios.

Durante el trayecto lanzaron consignas en contra de la violencia a las mujeres e invitaban a la gente que las miraban a dejar de ser espectadores.

“Ni una más, ni una más, ni una asesinada más”, “señor, señora, no sea indiferente, se mata a las mujeres en la cara de la gente”, fuero algunas de las consignas en la marcha encabezada por mujeres del PRI, PRD y MC. Entre estas se encontraban la ex síndica, Leticia Márquez Ocampo, Reyna Ramírez, Silvia Romero Suárez, Zulma Carvajal Salgado, entre otras.

En la marcha participaron mujeres que laboran en el ISSSTE y demandaron el esclarecimiento y castigo del asesino de la enfermera Alicia Salgado.

En el monumento, coincidieron en señalar que en el movimiento feminista no hay colores, partidos ni credos, “lo que queremos es un basta a la violencia psicológica, física y los feminicidios. Dijeron que este sistema patriarcal debe acabarse y que los criterios de masculinidad deben cambiar para tener una mejor relación entre hombres y mujeres.

Señalaron que las mujeres se sienten inseguras en las calles por lo que le exigieron al gobierno federal la aplicación de políticas de seguridad muy claras que garanticen que las mujeres puedan salir a la calle y tener la seguridad de que regresarán a su casa a salvo, y aseveraron que el Estado mexicano es el responsable de la inseguridad que hay en el país.

“Nos queremos vivas, libres y seguras. Queremos paz, salir a la calle y regresar a casa con vida”, sentenciaron.

Detallaron que en Guerrero, en 2019 hubo 190 mujeres asesinadas y sólo 16 tipificadas como feminicidios.

Las manifestantes, se diversas edades, profesiones y oficios, colocaron una ofrenda floral, cruces y guardaron un minuto de silencio por todas las mujeres que han sido asesinadas en México.