CIUDAD DE MÉXICO, 18 de octubre de 2016.- Este sábado pasado, la Asamblea General de Naciones Unidas (ONU) conmemoró el Día Internacional de las Mujeres Rurales, cuyas cifras representan un reto para la región de América Latina y, particularmente para México.

Un estudio elaborado por el Instituto Belisario Domínguez del Senado de la República –en poder de Quadratín-México– concluye que a pesar de los esfuerzos institucionales para fortalecer su presencia en la vida económica, académica y social, “sus condiciones se mantienen rezagadas frente al desarrollo de la región”.

En México, a mediados de 2015, vivían en localidades rurales unas 27.5 millones de personas, de las cuales 13.9 millones eran mujeres, siendo Oaxaca y Chiapas las entidades que concentraban el mayor número, seguido de Hidalgo, Tabasco y Guerrero.

El estudio revela que para el caso de la ciudad de México, esta localidad contabilizaba la menor proporción de mujeres rurales con alrededor de medio punto porcentual, cabe señalar que existen, por lo menos, comunidades de origen otomí, nahuas, mixe, entre otras más.

Cifras de la FAO e INEGI revelan que la mayoría de las mujeres rurales no cuentan con algún tipo de empleo, aunque reconoce que si trabajan con un aporte esencial a la economía rural a través de su elevada participación en el trabajo para el autoconsumo.

El mismo reporte indica que sus actividades laborales son: trabajadoras asalariadas y el ingreso promedio por hora es de 23.5 pesos, en contraste con los 33.3 pesos que ganaron las mujeres de las áreas más urbanizadas.

Además, revela que en 2014, el 85 por ciento de las mujeres de esta condición tenían como nivel máximo de escolaridad la educación básica o, no contaban con ninguna, y cerca del 5 por ciento de las niñas no asistían a la escuela.

También, que el 12.5 por ciento de las mujeres rurales no contaba con cobertura de salud y, que el 83.6 por ciento contaban exclusivamente con la asistencia del denominado Seguro Popular como única alternativa de servicio médico.

Más información aquí.