ACAPULCO, Gro., 8 de noviembre de 2018.- El integrante del proyecto Wikipolítica, que impulsa al ex diputado Pedro Kumamoto desde 2015, Luis Ángel Morales Hernández dijo que el fiscal anticorrupción, tanto en el gobierno federal como en los estados, debe ser elegido por su trabajo y capacidad y no por un compadrazgo con el presidente de la República o con los gobernadores.

“Necesitamos un fiscal general que sea autónomo realmente, que esté ahí por sus capacidades y no por sus compadrazgos políticos, hoy tenemos una gran oportunidad como país, tenemos un cambio de gobierno a nivel federal, tenemos que impulsar y levantar la voz”, puntualizó.

En entrevista en el Museo Histórico Fuerte de San Diego después de participar en el segundo Foro anticorrupción, el también ex candidato a diputado local admitió que todas las luchas son diferentes, pero finalmente se comparten los mismos ideales que consisten en querer vivir en paz, por lo cual aseguró que los jóvenes ahora levantan la voz y se informan más ante los problemas que se viven en el país.

“Tenemos que organizarnos de tal manera que los mecanismos que encontremos para poder presionar desde la sociedad civil, para que los representantes realmente sepan que la sociedad ya no es la que era antes, que es más informada, tenemos herramientas de comunicación más útiles y más rápido, pero sobre todo que es nuestro derecho y está en nuestra Constitución”, expresó.

Por otra parte, Luis Ángel Morales Hernández aseguró que la iniciativa de Jalisco Sin voto no hay dinero, la cual fue avalada por la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), busca que el recurso público se administre conforme a lo que se haya reflejado en las urnas.

“No es una iniciativa que busca quitarle todo el dinero a las instituciones políticas, la esencia y lo que busca es que el partido reciba dinero de acuerdo a la elección vigente, si realmente tuvo una aceptación aceptable y se ganó la confianza de los ciudadanos tendrá un recurso público de acuerdo a lo que haya reflejado en las urnas, si no hubo una votación considerable, eso se verá reflejado”, expresó.

Aclaró que dicha iniciativa no está peleada con los partidos políticos, sino más bien con sus malas prácticas que por muchos años han demostrado que no quieren cambiar, “Sin voto no hay dinero es una realidad en Jalisco, porque este año se ahorró casi 100 millones de pesos”, indicó.