LEONARDO BRAVO, Gro., 29 de diciembre de 2019.- Habitantes de poblados de la sierra pidieron que se investigue a policías estatales, pertenecientes a la Unidad de Fuerzas Especiales (UFE), que participaron en el dispositivo en El Naranjo por las agresiones de las que fueron objeto y los señalaron de ser quienes han ingresado a las comunidades.

En conferencia de prensa este domingo, uno de los pobladores indicó que la noche del sábado ellos no querían pelear, sino lograr que les brindaran seguridad, pero resultaron amenazados por policías encapuchados.

“Nos dijo uno ´voy a matar a un pendejo para que entiendan´, qué clase de autoridades tenemos”, expresó.

Como desplazado dijo que no han salido de sus comunidades por ser delincuentes sino porque quieren vivir en paz y eso, aseguró, lo sabe el gobernador Héctor Astudillo Flores.

“No valemos para las autoridades, todo esto se está dando gracias a él, gracias al gobierno se está dando esto, si él hubiera puesto su hasta aquí ya estuviéramos tranquilos, pero no, él sigue diciendo que aquí no pasa nada”, dijo.

Otro de los agraviados dijo que están cansados de la Policía Estatal y aseguró que ellos han estado desde que comenzaron los problemas en la región e incluso que ellos lo iniciaron.

“Saquean nuestras casas, terrenos, pueblos y ahora nos siguen humillando, aun estando fuera se ensañan con nosotros, por eso exigimos que venga la Guardia Nacional”, dijo.

Una joven reiteró que su objetivo no era pelear con los policías sino pedirles ayuda, pero en respuesta los agredieron

“Ellos llegaron, nos empujaron, se llevaron a mi hermano, a otro lo apuntaron, estaban bravos con nosotros, no sabíamos qué hacer, no tenemos armas, no íbamos a pelear con ellos sino a dialogar para que se queden en El Naranjo y ayuden a regresar al pueblo, se ponen bravos y dicen que no pueden hacer nada; a quiénes vamos a recurrir, en Guerrero no hay gobierno, el gobierno está vendido y está con esa gente que dicen que son comunitarios”, dijo.

Los inconformes advirtieron que no de tener solución a su demanda de seguridad y si no regresan las cosas que fueron robadas se movilizarán en Chilpancingo.