CHIPANCINGO, 14 de enero de 2020.- El diputado local de Morena, Antonio Helguera Jiménez recordó que pidió una auditoría tomando en cuenta desde 2018 cuando el delegado del gobierno federal Pablo Amílcar Sandoval Ballesteros asumió la presidencia del Congreso.

En entrevista esta tarde en el Congreso del Estado, al diputado se le preguntó sobre la demanda penal que interpusieron ocho de sus compañeros de bancada ante la Fiscalía por presuntos abusos en el ejercicio de sus funciones, a lo que respondió que se trata de una presión política para que deje la coordinación y la presidencia de la Junta de Coordinación Política (Jucopo).

 “Tenemos que entender que hay compañeros que tienen un grado de conciencia menor, otros mayor, y hay quienes piensan que confrontando se pueden arreglar las cosas, yo no soy así. Tengo que ser tolerante con esa situación, no me agravia, porque la demanda que existe es salvable y se puede resolver”, dijo el diputado al preguntarle sobre la situación interna en su fracción.

-¿Pero ratifica que deja el cargo hoy?

Bueno están en ese acuerdo, los compañeros están convocando al consenso y esperemos que haya acuerdos.

Agregó que el cambio que piden sus compañeros es parte de un acuerdo político interno y negó que exista una confrontación con el delegado del gobierno federal, Pablo Amílcar Sandoval Ballesteros, pero agregó que “con el compañero Pablo no hay nada que no se pueda solucionar”.

El legislador sostuvo que existen razones para dejar la coordinación de Morena.