EINDHOVEN, Holanda, 26 de enero de 2019.- A Chucky Lozano le bastaron 45 minutos para darle la victoria a su equipo, PSV, aunque la alegría no fue plena, puesto que salió del campo en camilla.

Al minuto 14, después de un desborde por derecha y diagonal de la muerte de Bergwijn, apareció Hirving Lozano, quien sólo a la altura del manchón penal remató fuerte y como venia al fondo de las redes para el primer gol del juego.

Cinco minutos después, el Muñeco Diabólico volvió a asustar cuando anotó al rematar centro desde derecha de Gastón Pereiro a segundo palo para el 2-0.

El Groningen descontó al minuto 35, luego de un disparo de larga distancia de Ludovit Reis que desvió la defensa del PSV.

Al final del primer tiempo, Chucky salió lesionado, en camilla por un golpe en la cabeza y entró en su lugar Donyell Malen. El marcador no se movió y el 2-1 fue definitivo.

La nota en Quadratín México.