CIUDAD DE MÉXICO, 5 de noviembre de 2018.- Ahora el Grupo Parlamentario del Partido del Trabajo (PT) en el Senado de la República, que en coalición logró la mayoría en el Congreso de la Unión y llevó a la Presidencia al próximo gobierno, quiere desaparecer la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH).

En su lugar, el senador Alejandro González Yáñez detalló que pretenden sustituirla por un “órgano originario”, como debió haber sido desde un principio: Defensoría del Pueblo.

El petista consideró que la CNDH no está a la altura de la problemática nacional porque carece de facultad de que sus decisiones sean vinculantes y ese es el tema central.

En conferencia de prensa, adelanto sobre la iniciativa que propondrán ante el Pleno de la Cámara de Senadores este martes que tendrá un agregado sustancial para que el Ombudsman nacional sea vinculante.

Es decir, “otorga los dientes necesarios a la defensoría del pueblo para que pueda cumplir con su función y evitar cual atropello del Estado y abuso de poder”, abundó.

El petista González Yáñez rechazó que se busque una figura de defensoría similar como la que existe en Venezuela, sino otra que retoma las características originales que nació en España y sería una instancia autónoma del Poder Ejecutivo, sino el Legislativo el que se encargue del impulso del defensor del pueblo.

Más información aquí.