CIUDAD DE MÉXICO, 20 de noviembre de 2018.- Primero Morena buscó mejorar condiciones para los trabajadores, ahora los senadores Mario Zamora Gastélum y Rafael Moreno Valle, de los Grupos Parlamentarios del PRI y PAN, pretenden prohibir la subcontratación laboral, conocida como outsourcing, en las dependencias y entidades públicas federales.

En sesión de este martes, el priísta Zamora Gastélum presentó una iniciativa que beneficiaría, según, aproximadamente a tres millones de trabajadores contratados bajo este esquema, la cual adiciona un segundo párrafo al artículo 3º de la Ley Federal de los Trabajadores al Servicio del Estado.

Al fundamentar la propuesta, el legislador señaló que si bien la figura de subcontratación de personal se creó para fomentar el desarrollo y competitividad de empresas e instituciones, disminuyendo sus erogaciones por concepto de cumplimiento de obligaciones laborales y delegándoselas a un tercero, reprobó que se ha abusado el fin de este tipo de contratación.

De acuerdo a la Ley Federal del Trabajo la subcontratación se define como: “el régimen por medio del cual un patrón denominado contratista ejecuta obras o presta servicios con sus trabajadores bajo su dependencia, a favor de un contratante, persona física o moral, la cual fija las tareas al contratista y lo supervisa en el desarrollo de los servicios o la ejecución de las obras contratadas”.

En el país, esta práctica laboral carece de reglas, toda vez que no se establece una responsabilidad solidaria entre la empresa contratista y la beneficiaria.

Por lo que el senador del PRI conminó a dar un cambio institucional que permita dar cumplimiento a la justicia laboral y a la protección de los derechos laborales de los mexicanos.

Más información aquí.