CIUDAD DE MÉXICO, 22 de enero de 2019.- La tragedia por la explosión de un ducto de Petróleos Mexicanos (Pemex) en Tlahuelilpan, Hidalgo, ha sido sujeta a una encuesta, donde si bien la mayoría de los entrevistados respaldan las acciones del Gobierno federal en el Plan contra el huachicoleo, siete de cada 10 mexicanos entrevistados rechazan que económicamente se apoye a los familiares de los muertos y heridos.

El Gabinete de Comunicación Estratégica (GCE) hizo una encuesta sobre la explosión del ducto en Hidalgo que ha cobrado la vida de 94 personas hasta este martes, y en su mayoría, respaldan el actuar del Ejército y del Ejecutivo para tratar de disminuir el robo de gasolinas.

La mayoría de los encuestados en esa entidad y a nivel nacional coinciden que las personas que perdieron la vida, o están lesionados por la explosión del ducto en Tlahuelilpan el viernes 18 de enero pasado, son responsables de su actuar.

Ya que bajo la premisa “Para usted, ¿las personas que fallecieron y las que se encuentran hospitalizadas son víctimas del suceso o son responsables de su decisión al haber acudido a recoger gasolina de una toma clandestina?”, el 89.7 por ciento en el estado de Hidalgo, y el 93.5 a nivel nacional respondieron: Son responsables de su decisión. En contraste, solo 8.7 y 4.9, perciben que son víctimas.

Además, los mexicanos entrevistados señalan que la pobreza o la mala situación económica no justifica que las personas se acerquen a exponer su vida como en estos casos, pues el 85 y 87 por ciento, respondieron a nivel estatal y nacional que “no se justifica que se hayan involucrado en el robo de combustible”.

Más información aquí.