ACAPULCO, Gro., 2 de diciembre de 2019.- En la séptima reunión de trabajo de la sesión permanente del Consejo Universitario de la Universidad Autónoma de Guerrero (Uagro) se entregaron constancias como maestros eméritos a los investigadores Camilo Valqui Cachi, Ángel Ascencio Romero, Arturo Miranda Ramírez y a José Efrén Marmolejo Vega; el título de doctorado Honoris Causa al politólogo italiano Leonardo Morlino; un reconocimiento al gobernador Héctor Astudillo Flores y fue aprobada la instauración de la cátedra Rosalío Wences Reza.

Las distinciones fueron votadas por los consejeros universitarios en el teatro Juan Ruiz de Alarcón del Centro de Convenciones Acapulco por su larga trayectoria docente, así como por su labor en la transmisión de conocimiento en la universidad a los maestros eméritos; por sus aportaciones en la ciencia política a Leonardo Morlino; y al gobernador por ser una aliado en la educación.

Los investigadores distinguidos coincidieron en revalorar el origen de la institución, reconocer la sangre derramada para alcanzar la autonomía e impulsar a las nuevas generaciones.

En su mensaje, José Efrén Marmolejo Vega externó los momentos de contraste en la institución durante los 44 años que lleva en ella. “Vimos cómo se ponía en riesgo nuestra autonomía universitaria y fuimos gradualmente sometidos por las políticas que se diseñaron gradualmente al margen de ella, pero también vimos, vivimos y participamos en esfuerzos de los universitarios para conformar hoy las fortalezas que nuestra institución tiene. La academia se hace con esfuerzos, pocos recursos y mucha voluntad y mucho cariño a la institución”, expresó.

Ante el cambio de gobierno en la federación, indicó que hay posibilidad de fortalecer el proyecto de autogestión de la Universidad, que vaya más allá de las aulas, de sus campus y se constituya para participar en el proceso de desarrollo de la entidad y el país.

El investigador de origen peruano, Camino Valqui Cachi advirtió que el país atraviesa una época en que América Latina está en llamas, por lo cual los retos y las exigencias son mayores para todos los seres humanos, pero en particular para los jóvenes, los investigadores y los maestros, porque de ellos depende que las puertas del mundo se abran.

“No más muros, no más cercas, no más hambre, no más miseria, no más terrorismo de Estado, no más cosas comunes, no más fascismo en América Latina. Esta Universidad debe preciarse, como su historia está hecha de sangre heroica”, exhortó Valqui Cachi.

 “Ojalá algún día se diluya la esclavitud asalariada y la esclavitud de la madre tierra. Quedo en deuda y mi vida está al servicio de todos ustedes, en México y en el mundo”, concluyó.

Otro condecorado, Ángel Ascencio Romero destacó que en México, la democracia y la educación deben ir de la mano. Dijo que se debe promulgar la libertad como instrumento y la democracia como objeto.

Otro maestro emérito, Arturo Miranda Ramírez advirtió que su paso por la Universidad comenzó a sus 17 años en la lucha por la autonomía; y a sus 77 continúa apostándole a la educación, a contribuir con su esfuerzo en sus actividades, en la alineación de la política de la Uagro con la política del actual gobierno federal.

Exhortó a no olvidar la década de 1960 y la transición de la Universidad, pues el sacrificio no ha sido en balde, aunque él era estudiante de la normal de Ayotzinapa; otra etapa, la de 1972, con el movimiento universitario, se fundaron preparatorias en diversos puntos de la entidad.

“Me siento honrado de que me hayan dado este reconocimiento, pero también me siento comprometido hasta que la vida me alcance, para ver el mejor nivel en la Universidad”, resaltó Miranda Ramírez. Y añadió que mantiene firmes sus convicciones pues la educación es el reto de todos los universitarios.

Antes, durante la sesión solemne, se informó que la creación de la cátedra Dr. Rosalío Wences Reza, busca impulsar la investigación y el análisis de la gestión sustentable de los recursos naturales, en el Centro de  Ciencias de Desarrollo Regional como su sede bajo los lineamientos de la catedra Conacyt.

El rector informó también que la Uagro fue notificada por la certificación a las escuelas de Enfermería 1, 2 y 4, así como la de la Unidad Académica de Odontología.

Indicó que sería atendido por el secretario de Educación federal, Esteban Moctezuma Barragán, a quien le plantearía las necesidades de la institución que dirige.