CHILPANCINGO, Gro., 3 de abril de 2019.-El delegado del gobierno federal en el estado Pablo Amílcar Sandoval Ballesteros dijo que es deseable que Morena, grupo mayoritario en la 62 Legislatura que antes coordinaba, tenga estabilidad y espíritu de grupo y reveló que hay iniciativas que ellos mismos han frenado, como la de acortar el tiempo de los dictámenes, porque fueron impulsadas por él.

En entrevista tras reunirse con diputados del PRI para explicarles los lineamientos del programa de fertilizantes, el diputado local con licencia consideró que el trabajo legislativo no se trata de afinidad en la bancada y dijo que deben de alzar la mira.

Indicó que los legisladores deben actuar responsablemente pues no se trata de golpeteos debajo de la mesa, e indicó que tampoco se trata de apoyar iniciativas sino de ser fieles a los principios de ese partido y a los electores.

Sandoval Ballesteros reveló que ha conocido que los integrantes de su bancada han expresado que iniciativas que él presentó las aprobarían si alguien más las proponía.

Dijo que desde su punto de vista no se trata de quién firme las iniciativas sino de su contenido, pues muchas de ellas engloban las promesas de campaña y los principios del mismo partido

Sandoval Ballesteros optó por no agregar más detalles de la posible división de la fracción, y de su opinión con respecto a la sesión del jueves 28, cuando entre los morenistas no se pusieron de acuerdo para votar su iniciativa, sólo expresó que “estuvo muy larga”.

Antes de reunirse con los diputados priístas, la noche del martes el delegado convocó a la fracción de Morena a una reunión, sin embargo se ausentaron los diputados que se han identificado como afines a César Núñez Ramos.

Los que no acudieron son Alfredo Sánchez Esquivel, Ossiel Pacheco Salas, Erika Valencia Cardona, Carlos Cruz López, Marco Antonio Cabada Arias, Ricardo Castillo Peña, Celeste Mora Eguiluz, Arturo Martínez Núñez, Adalí Pérez Galeana, Teófila Platero Avilés y Servando de Jesús Salgado Guzmán.