CIUDAD DE MÉXICO, 9 de noviembre de 2016.- El gobernador del Banco de México, Agustín Carstens, reiteró el compromiso de mantener una inflación baja y estable, ante la incertidumbre en los mercados financieros y la volatilidad luego del resultado de la elección presidencial de Estados Unidos.

En un escueto mensaje conjunto con el secretario de Hacienda y Crédito Público, José Antonio Meade, señaló que en el ámbito de su competencia y siguiendo el calendario preestablecido ponderará la situación y tomará las decisiones de política monetaria que la Junta de Gobierno considere pertinentes.

Adelantó que la Junta de Gobierno de Banxico sesionará para consideraciones de política monetaria la próxima semana.

Más información aquí.