CIUDAD DE MÉXICO.- 29 de octubre de 2018.- En caso de la caravana migrante llegue a la frontera entre México y Estados Unidos, sólo existen dos escenarios: solicitar en alguna de las garitas asilo ante las autoridades migratorias estadounidenses y esperar por un periodo indefinido una respuesta a su petición.

La otra vía, sería internarse de manera ilegal en territorio norteamericano exponiendo su vida o enfrentando el riesgo de ser detenidos y procesados, advirtió el agregado del Departamento de Seguridad Nacional de la Embajada de Estados Unidos, Edgar Ramírez.

De acuerdo con información difundida por la Embajada de Estados Unidos, Ramírez explicó que la opción “correcta” para los migrantes es presentarse en cualquiera de las garitas que están en la frontera sur de Estados Unidos y explicar a los oficiales las razones de por cuales solicitan refugio.

La nota aquí.