CHILPANCINGO, Gro., 4 de enero de 2017.- El fiscal general de Guerrero, Xavier Olea Peláez, confirmó que como parte de las investigaciones iniciales por la desaparición y asesinato de los jóvenes Jorge Arturo Vázquez Campos y Marco Catalán Cabrera, se desprende la probable participación de policías preventivos municipales en activo.

En un mensaje a medios emitido este jueves, el fiscal detalló que los jóvenes fueron detenidos por agentes de la Policía Preventiva Municipal en las inmediaciones de la feria de Navidad y Año Nuevo y posteriormente trasladados a barandilla por alteración al orden público.

Informó que ahí llegó una persona de nombre Milton, quien pagó la multa impuesta “aparentemente era amigo de ambos y con quién se retiraron de esas instalaciones”.

Dijo que por ello se torna indispensable desahogar las investigaciones como la toma de entrevistas, investigación de campo, análisis de videograbaciones del C4 y lo necesario para saber lo ocurrido.