ACAPULCO, Gro., 24 de septiembre de 2020.- El gobernador Héctor Astudillo Flores adelantó que la entidad se mantendrá en semáforo naranja otras dos semanas.

“A partir del próximo lunes 28 de septiembre al 11 de octubre vamos a seguir otros 15 días, a partir del lunes en semáforo naranja“, expuso, y advirtió que Guerrero se ha estancado en el combate a la pandemia.

Mencionó que es importante atender las medidas sanitarias y “cerrar filas” en los municipios de Acapulco, Chilpancingo, Ixtapa-Zihuatanejo y Ometepec, pues son los que registran más contagios.

“Es muy preocupante habernos colocado del lugar 26 al lugar número cuatro, o sea, nos movimos 22 lugares, paisanos y paisanas, es mucho y hay que cuidar que en las próximas semanas no salgamos en primero o segundo lugar de ocupación hospitalaria”, señaló el gobernador.

Insistió en que la pandemia es un problema colectivo, de ahí que la solución sea conjunta y con la participación de todas y todos. Subrayó que es inviable llevar a cabo fiestas patronales por la gran cantidad de personas que asisten y resaltó que es necesario cuidar mucho las playas y los sitios de mayor concurrencia.

Astudillo Flores recordó que no está permitido abrir negocios encerrados y que aquellos que sí pueden, deben cumplir con las normas sanitarias y el aforo.

En la transmisión al mediodía de este jueves, dijo que el miércoles por la tarde llegó un oficio firmado por el director de Promoción a la Salud, Ricardo Cortés Alcalá, en el que se informó del estatus del semáforo de riesgo epidemiológico.

Comentó que en una reunión esta mañana, se revisó la estrategia para hacer frente a la pandemia y cómo mantener los filtros en playas, sitios turísticos, mercados y ahora, durante los paseos en yates, ya que “van muy saturados”.

Agregó que el miércoles se reunió con los alcaldes de Chilpancingo, Chilapa y Tixtla, dada la cercanía con la capital, que es el segundo sitio con más casos activos de la entidad.