ZIHUATANEJO, Gro., 14 de julio de 2020.- Trabajadores médicos y de enfermería de los hospitales están dando la vida por la gente que no ha tomado en serio la gravedad de la pandemia del Covid 19, lamentó el vicepresidente del Colegio de Médicos de Zihuatanejo, Francisco Javier Ramírez Sánchez.

Añadió que el 40 por ciento de los trabajadores de Salud, se han contagiado al atender a pacientes con coronavirus.

Indicó que la sociedad no ha hecho conciencia de la difícil situación por la que atraviesa el estado, ya que de cada 10 personas, el 50 por ciento no cree en la enfermedad, mientras que un 20 por ciento ya cree, debido a que se enfermó alguno de sus familiares.

“Es una pandemia que nos está afectando y que la gente no la está tomando en serio”, dijo.

Agregó que médicos y enfermeras se han tenido que aislar dejando de ver por varios días a sus seres queridos, a lo que se suman las agresiones físicas y verbales que reciben en la calle.

Indicó que mucha de la apatía de la población es la mala información que circula en redes sociales, lo que derivó que hace unos días los hospitales de Zihuatanejo se saturaran.

Recordó que los médicos y enfermeras llevan más de 110 días trabajando incansablemente y ven con tristeza que la sociedad no toma las medidas necesarias como el correcto uso del cubrebocas.

“Hay quien lo trae en el cuello, en la papada, que sólo se tapa la nariz, que sólo se tapa la boca y hay algunos casos en los que las damas lo usan como diadema”, reprochó.

Aseguró que la gente debe hacer conciencia y solidarizarse con el personal médico, acatando las medidas preventivas y de higiene que ha dado a conocer la autoridad en sus diferentes órdenes de gobierno.

“El mejor apoyo que nos puede dar la sociedad es la prevención” añadió y, reiteró que se debe cuidar al personal de salud, pasando por quienes laboran en intendencia y mantenimiento.

Precisó que del inicio de la pandemia a la fecha, el 40 por ciento de los médicos y de las enfermeras del IMSS y del Hospital de Reconversión Dr. Bernardo Sepúlveda Gutiérrez, han contraído la enfermedad al atender a pacientes con el virus.

“Estamos dando la vida por gente que no ha tomado la responsabilidad como tal”.