• La campaña del 2021 ya está aquí y la inició el gobierno
  • El presidente en campaña y su Morena en la pendencia
  • Azcárraga va a competir con Slim en la telefonía celular

En México todo tiempo es electoral.

No importa lo señalado por las leyes o las autoridades.

Lo sorprendente es cómo hoy han sido precisamente éstas quienes han dado el pistoletazo de una contienda prevista para el 2021.

El motivo fueron las protestas en vehículos, en algunos lugares ruidosas pero no masivas, para demandar la renuncia del presidente de la república.

Quien primero lo entendió y reaccionó con habilidad, el mismo sábado de las manifestaciones, fue el líder senatorial Ricardo Monreal.

“Les damos la bienvenida a la lucha pacífica y electoral, para que, a través del voto en las urnas, se rectifique o se reafirme la voluntad popular. La existencia de la oposición es deseable y necesaria en las sociedades democráticas”.

Ayer el mensaje presidencial capitalizó:

“Yo no soy un ambicioso vulgar… el pueblo pone y el pueblo quita, que sigan articulándose nuestros adversarios, conservadores con todo respeto muy corruptos, muy individualistas con poco humanismo…”

¿Y LA OPOSICIÓN?

La izquierda es experta en victimizarse.

Con esa experiencia, ayer el presidente del movimiento en el poder, Alfonso Ramírez Cuéllar, llegó al extremo de hablar de acciones golpistas:

“En Morena condenamos la actitud golpista promovida por algunos gobiernos estatales y dirigentes políticos de partidos de oposición.

“Hay un respeto absoluto a la libre manifestación, pero no pueden continuar con discursos de odio ni generar inestabilidad política en el país”.

En subsecuentes mensajes tuvo otras expresiones pendencieras:

“Los gobernadores y políticos que promueven una situación de caos deben de dar la cara y abrir el debate institucional.

“Los cambios deben realizarse por la vía institucional”.

El gobierno, su movimiento y sus simpatizantes demostraron con estas respuestas lo evidente: ya se preparan para las elecciones.

Pero ellos mismos hacen ver el vacío para una contienda tal vez democrática pero no competitiva: no hay oposición.

Entre discursos de odio y giras electorales, queda la sentencia presidencial:

“…sigan articulándose nuestros adversarios…”.

TELEFONÍA MÓVIL

1.- Se veía venir:

El cambio en las telecomunicaciones registrará en junio un movimiento esperado: el ingreso de Televisa a la telefonía móvil.

El consorcio de Emilio Azcárraga competirá con el de Carlos Slim sin construir infraestructura y como un Operador Móvil Virtual (OMV).

La confirmación de la filial izzi se da luego de años de experiencia en telefonía fija a través de paquetes de televisión por cable e internet.

Lo hará en alianza con Altán Redes, cuya capacidad de fibra es quizá la más extensa del país después de la Comisión Federal de Electricidad (CFE).

Y 2.- la empresa ferroviaria Kansas City Southern ha logrado una victoria jurídica: llevar a proceso a siete normalistas por bloquear sus vías férreas.

Están acusados de daños a las vías de comunicación, violación a la Ley Federal de Explosivos, lesiones y otros delitos.

Fueron detenidos el miércoles en Michoacán y pertenecen a la normal de Tiripetío.

El caso es emblemático porque sabremos si se aplica el derecho o se les consiente por formar parte de la inestabilidad azuzada desde el centro contra el gobierno de Silvano Aureoles.