·      Guanajuato y Nuevo León en los afanes presidenciales

·      Samuel caería por ser como el mayate: se enreda solo

·      CNDH: queja ingenua de Silvano contra López Obrador

Mal momento vive Guanajuato.

Y lo peor: los signos del terrorismo aparecieron el domingo pasado con su peor augurio en Salamanca en el restaurante-bar Barra 1604.

Porque ha reforzado los afanes de Palacio Nacional de ir por ese estado, considerado sede del sinarquismo y de la oposición de derecha.

Es la siguiente escala.

No se pudo en 2021 con Querétaro por el buen gobierno de Francisco Domínguez y la gran campaña de Mauricio Kuri.

Acción Nacional (PAN) retuvo la parcela, pero la antigüedad azul en El Bajío proviene desde antes, desde 1991.

Cierto, entonces ganó el priísta Ramón Aguirre, pero fue obligado por Carlos Salinas a entregar la plaza por negociación –concertacesión, se le llamó entonces- con Luis Héctor Alvarez Diego Fernández de Cevallos.

Desde entonces no ha podido penetrar la oposición, ni el priísmo ni todo el empeño del aparato manipulador del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena).

Pero se ve muy cerca.

El primer paso es forzar, como insiste cuando puede López Obrador, la renuncia del fiscal del estado, Carlos Zamarripa.

El gobernador Diego Sinhue no ha cedido a las presiones, pero éstas irán en aumento rumbo a la elecciones federal y estatal del 2020.

SAMUEL SE ENREDA SOLO

Nuevo León es distinto.

Aquí informamos el lunes sobre la instrucción presidencial al Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) de avalar todos los resultados de junio.

Los magistrados, ahora bajo la batuta de Reyes Rodríguez Mondragón, han sido dóciles y han ratificado uno a uno a todos los candidatos dados por ganadores.

Así seguirán.

En el paquete está Samuel García, quien será gobernador de la entidad adalid en desarrollo industrial pese a muchas acusaciones.

No han sido datos simples, pues el Instituto Nacional Electoral (INE) de Lorenzo Córdova ha sancionado a su partido, Movimiento Ciudadano (MC), a él mismo y a su esposa Mariana Rodríguez.

¿Por qué desde Palacio Nacional se le apoya?

En campaña porque sirvió para derrotar al priísta Adrián de la Garza, ahora para no desestabilizar y en el futuro para vigilarlo de cerca.

¿Cómo?

-Es como el mayate: se enreda solo -dicen desde Palacio, en espera de su autodestrucción.

Y cuando eso suceda, vaya Morena para engullirse ese estado símbolo del desarrollo.

INGENUIDAD DE SILVANO

1.- Se vio muy ingenuo Silvano Aureoles.

Pasó desaparecibida su queja ante la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) en contra del presidente de la república.

Se siente agraviado por el maltrato dado por el gobierno federal a Michoacán y a su administración, lo cual influyó en muchos sentidos.

Primero porque la falta de recursos le impidió hacer más obra, luego por la falta de apoyo en materia de seguridad, a continuación por la animosidad permitida a la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) y al final por frenar al crimen organizado en las elecciones.

¿Dónde está la ingenuidad?

En imaginar una atención objetiva de Rosario Piedra Ibarra, activista de Morena, de la 4t y de Palacio para no afectar con recomendaciones al gobierno de su jefe.

Y 2.- nadie lo imaginaba hace tiempo.

Pero Quintana Roo celebró el pasado fin de semana el medio ambiente libre de sargazo.

Se aplicaron la Marina de José Rafael Ojeda y el gobierno de Carlos Joaquín para limpiar playas en beneficio de lugareños y turistas.