ZIHUATANEJO, Gro., 22 de junio de 2020.- Hoteleros de este puerto turístico temen que el cierre de playas se pueda alargar hasta el mes de agosto, y por lo tanto sus empresas seguirán padeciendo la aguda crisis que los ha ahogado.

“Todos los hoteleros estamos ya desesperados, pues hoy se vive una gran incertidumbre, por la falta de una fecha específica para que se reactive el turismo en este destino de playa y empiece la recuperación económica”, comentó el hotelero Iván Romero Sánchez.

Mencionó que los empresarios del ramo estaban esperanzados que para este mes se reactivaran los negocios y ahora se dice que para el próximo mes de julio, sin embargo se dijo preocupado porque los casos de contagios están en aumento. Recordó que ya van para tres meses y medio que las hospederías están totalmente cerradas, al igual que las playas, y es una situación crítica, pues los negocios no tendrán recursos suficientes para poder reiniciar.