CHILPANCINGO, Gro., 5 de abril de 2019.- Alumnos de la Escuela Superior de Educación Física (ESEF) de Acapulco e integrantes del Frente de Grupos Vulnerables de Personas con Capacidades Diferentes se apoderaron de las casetas de la Autopista del Sol en la capital.

A las 11:00 horas, más de 50 estudiantes arribaron con los rostros cubiertos al poblado Palo Blanco y tomaron el control de los cinco módulos de cobro para exigir la salida del subdirector académico Pavel Mosso Vargas. Minutos más tarde llegaron policías estatales con equipo antimotín y los normalistas se retiraron

Después, a las 12:00 horas, llegaron miembro del Frente de Grupos Vulnerables de Personas con Capacidades Diferentes, a quienes se les permitió pedir cooperación a los automovilistas durante media hora. Posteriormente las casetas fueron liberadas y vigiladas por policías estatales.