ACAPULCO, Gro., 17 de mayo de 2018.- Efectivos de la Marina Armada de México acompañados de cuatro civiles y tres excavadoras, acudieron al astillero de la playa Manzanillo del puerto para retirar las más de 130 embarcaciones que ahí se encuentran, pero trabajadores lo impidieron porque los efectivos no tenían una orden para el retiro.

El responsable de los navíos Alberto Lara de los Santos aseguró que hay varios botes que han sido reparados al 60 por ciento, y de ser retirados con maquinaria, volverían a estropearse y los dueños podrían cobrarles a ellos los daños. Además señaló que no saben si podrán trabajar en las lanchas en el lugar a donde se las lleven.

“No creímos que sería de esta manera los cambios, que primero limpiarían la playa y después de irían con el Astillero, más no de esa manera batalladora, creímos que sería por partes y empezarían a limpiar, después otra cosa y así se iban a seguir. ¿Cómo pueden llegar con una retro excavadora para retirar una embarcación de fibra de vidrio?”, expresó.

Lara de los Santos agregó que las autoridades deberían construir un taller de reparación y después retirar las embarcaciones.

Por otra parte, los trabajadores dijeron estar inconformes con la decisión de reubicar el astillero al poblado de Tunzingo.

“Está lejos y no nos conviene, ya que cómo podríamos llegar desde ese rumbo hasta la playa donde las retiren o en su caso reparar alguna embarcación que se descomponga en altamar o choque con una moto acuática”, expresó uno de los trabajadores.