CIUDAD DE MÉXICO, 15 de diciembre de 2018.- Investigadores del Instituto Politécnico Nacional (IPN) trabajan en el desarrollo de una herramienta de diagnóstico específico, sensible y rápido que permitirá diferenciar la Leishmaniasis de otras enfermedades como la lepra, cáncer, tuberculosis y micosis cutáneas, ya que las manifestaciones clínicas son muy parecidas.

De acuerdo a un comunicado, en México hay poblaciones que por habitar en zonas selváticas podrían estar expuestas al parásito causante de este padecimiento, por ello desde hace más de una década, el grupo de científicos a cargo de Amalia Monroy Ostria, de la Escuela Nacional de Ciencias Biológicas (ENCB), del IPN, ha evaluado y caracterizado mil pacientes con esta enfermedad que se presenta en tres clases de lesiones tipo úlceras o granulomas y que afectan la piel (L. cutanea), las mucosas (L. mucocutanea) o los órganos internos (L. visceral).

Con los resultados de estos estudios se ha logrado copilar la información biomolecular necesaria para identificar las especies de estos parásitos protozoarios que originan los diferentes tipos clínicos de Leishmaniasis, como Leishmania mexicana y Leishmania amazonensis, entre otras, además de infecciones mixtas que involucran también a la Leishmania braziliensis.

Más información aquí