LENS, Francia., 25 de junio de 2016.- Con un gol de Quaresma al minuto 117’, los lusitanos avanzaron a los cuartos de final, donde se medirán a Polonia. Croacia cayó por la mínima en un partido que controló, sin embargo, no concretó las situaciones que se le presentaron y así, se despide del certamen.

El partido pintaba para que se definiera desde el punto penal. Los croatas fueron superiores durante los 30 minutos de los tiempos extras y, cuando Portugal pasaba por el peor momento del partido, un contragolpe terminó por sentenciar el partido.

Renato arrancó desde el medio campo, cedió el balón a Nani, quien en los linderos del área envió a Ronaldo un punterazo, el ariete del Real Madrid remató, pero estrelló el balón en el portero y en el rebote, Quaresma, solo, se encargó de empujar el esférico con la cabeza.

Sigue la nota aquí.