CHILPANCINGO., 23 de enero 2018.- Con una misa en la Catedral de Santa Prisca y una marcha en la cabecera municipal de Taxco, más de 600 personas condenaron, repudiaron y exigieron justicia por el asesinato de la joven que desapareció hace 10 días y que fue encontrada asesinada, descuartizada y cocinada por su ex esposo este lunes.

Durante la marcha que inició a las 17:00 horas y que partió de La Garita hacia las instalaciones del Ministerio Público se exigió que el caso de Magdalena ‘N’ sea investigado como feminicidio, además que se realicen las indagatorias necesarias para localizar al presunto responsable de este acto, Jesús ‘N’, quien se encuentra prófugo.

Una hora antes, unas 300 personas, entre amigos, familiares y compañeros de trabajo partieron del centro de salud hacia el Panteón Municipal, con los restos de quien también era trabajadora de esa dependencia.

Una de las convocantes a esta marcha, Jazmín Cortés indicó que en Guerrero están ocurriendo demasiados feminicidios y consideró que el caso de la joven “es algo muy feo para todas las mujeres, por la forma en que la asesinaron”, por lo cual consideró necesario que las mujeres participen en estas movilizaciones para manifestar su inconformidad por los asesinatos. “Tienen que despertar las mujeres para poder exigir mayor seguridad para todas nosotras”.

Informó que este miércoles también se pretende realizar una marcha en Iguala en demanda del esclarecimiento del caso de dos mujeres asesinadas la semana pasada en su domicilio en la colonia Magisterial. Esta marcha está programada a las 5 de la tarde y partirá de la Patria Trigarante hacia la Plaza de las Tres Garantías. En esta marcha también se demandará el esclarecimiento y castigo del homicidio de Magdalena ‘N’.

Por último, consideró que hay muchos casos de mujeres desaparecidas, pero que la mayoría no se denuncia por miedo y porque las autoridades no realizan las investigaciones correspondientes.

Quadratín Guerrero informó que en un terrorífico caso de feminicidio, un hombre es acusado de haber asesinado a su ex esposa, para luego descuartizarla y cocinarla en pedazos, en un centro botanero de Taxco.

Policías ministeriales encontraron este lunes las extremidades superiores e inferiores de la mujer en una olla de peltre sobre una estufa, la pelvis ya cocida en una bolsa de plástico, y el resto del cuerpo semicongelado en un refrigerador.