ACAPULCO, Gro., 10 de septiembre 2021.- Habitantes del fraccionamiento Nueva Cayaco urgieron a las autoridades de Protección Civil a que acudan a evaluar los daños en las viviendas ocasionados por el terremoto de 7.1 grados que sacudió al puerto la noche del martes.

En un recorrido sobre dicho asentamiento ubicado en parte del cerro del poblado Llano Largo, Quadratín Guerrero documentó severas afectaciones en las casas.

Los vecinos explicaron que después del movimiento telúrico, las 144 casas que conforman el fraccionamiento presentaron fisuras en su infraestructura, de mediana a mayor medida.

En este fraccionamiento, todas las viviendas están construidas con ladrillo rojo y en muchas de ellas, se observan en sus fachadas las rupturas en forma de equis en sus paredes.

En otras cuantas más también se ve claramente que pequeñas partes de la pared ya se desprendieron.

Los habitantes piden la atención de las autoridades porque temen habitarlas ante el riesgo que representan las afectaciones en sus casas.