CHILPANCINGO, Gro., 25 de enero de 2018.- La aspirante zapatista a la candidatura presidencial independiente María de Jesús Patricio Martínez, conocida como Marichuy, consideró en Guerrero que la violencia que permea al igual que en otros estados forma parte de la estrategia del gobierno para despojar a los pueblos de sus tierras, ante lo cual buscan imponer el miedo.

En entrevista, durante su visita a Chilpancingo como parte del Encuentro de los Pueblos por la Vida, la también vocera del Consejo Nacional Indígena (CNI), respondió sobre los feminicidios que se han registrado en el estado, como el caso de Magdalena en Taxco, sobre lo que dijo que son voces que se quieren callar, porque los sistemas machistas tienen miedo de la organización de las mujeres.

“Todas las voces que se quieren levantar de las mujeres las quieren callar de esa manera, o las que están participando, es decir una forma ‘no te muevas, no hables no te organices’; tenemos que alzar más la voz, organizarnos y juntarnos más”, afirmó.

Agregó que sólo las mujeres entre sí se defenderán del sistema machista que tiene miedo que las mujeres se organicen y caminen, ante lo cual expuso que es tiempo que las mujeres de las comunidades tomen la decisión de participación.

Previo a su discurso en la facultad de Filosofía y Letras de la UAG, la militante del Ejército Zapatista de Liberación Nacional escuchó discursos de organizaciones sociales y las demandas que hay en los pueblos.

En su turno, expresó que lo que escucha en Guerrero lo ha escuchado a su paso por el país. Dijo que son pueblo que no quieren morir y que no piensan dejar que mueran las comunidades. Sobre ello, explicó que los pueblos ya no creen que los cambios vienen desde arriba por lo cual ya no lo esperarán así, sino con la organización desde abajo, hasta que se logre que las comunidades manden y el gobierno obedezca.

Señaló que los proyectos capitalistas son los que violentan los pueblos, ya que se instalan sin consentimiento y despojan, además de la contaminación y deforestación que provocan. “Es tiempo que nos pongamos de acuerdo, que nos olvidemos de todos los problemas que nos han impuesto y han hecho que nos peleemos; ellos se están riendo, el enemigo no está entre nosotros, sino arriba y se ponen de acuerdo de qué manera nos va han despojar por eso nos están imponiendo miedo”.

En el tema de su candidatura, Marichuy reiteró que continúan las dificultades para recabarlas con la aplicación impuesta por el INE, debido a que es un método lento, además de que las comunidades en las que no hay señal no funciona. No obstante, aseguró que “vamos a echarle las ganas, porque esto no se acaba hasta que se acaba”.