ACAPULCO, Gro., 13 de diciembre de 2017.- El ex diputado federal Ramón Almonte Borja anunció su aspiración por el PRD ser el candidato a la alcaldía de Acapulco de la coalición Por México al Frente, después de seis años que renunció a su cargo como secretario de Seguridad Pública estatal en la administración de Ángel Aguirre Rivero, por el asesinato de dos normalistas de Ayotzinapa en la Autopista del Sol.

En conferencia de prensa, el también presidente de la asociación civil Almonte Círculo, acompañado por simpatizantes y sin alguna corriente al interior del PRD, pidió “piso parejo” para todos los aspirantes a la candidatura.

“Voy a apoyar al Frente para quien sea el candidato a la presidencia municipal de Acapulco, de preferencia me gustaría que yo fuera elegido”, sostuvo.

Hace tres años, Almonte Borja ofreció una conferencia para anunciar su renuncia al mismo partido al que ahora regresa, ya que según en ese entonces, veía condiciones inequitativas para competir a la Presidencia Municipal de Acapulco, por lo cual se sumó a la campaña por la gubernatura del priísta Héctor Astudillo Flores.

En este sentido, Ramón Almonte dijo que fue el senador y ex presidente del Comité Ejecutivo Estatal del PRD Celestino Cesáreo Guzmán, quien habló con él sobre su regreso al partido, aunque sostuvo que nunca registró una baja, por lo cual sus derechos están vigentes y tomó la decisión de volver.

El ex funcionario estatal remarcó que no se opondrá a que en dado caso, el candidato de la coalición Por México al Frente sea elegido del PAN o de MC, ya que “el compromiso que tengo con la militancia es mantenerme en el Frente, sea o no el candidato”.

Del apoyo que brindó en su momento al priísta Héctor Astudillo, Almonte Borja subrayó que no se esconde ni se avergüenza de haberlo hecho, porque fue una decisión que tomó como ciudadano y cada uno tiene derecho a votar por quien quiera, “no es mi responsabilidad si el político cumple o no sus promesas de campaña”.

Recordó que el 13 de diciembre de 2011 presentó su renuncia como secretario de Seguridad Pública para que se investigara “con libertad” el crimen de dos estudiantes de Ayotzinapa.

“En la investigación no interferí, tengo aquí en mi mano la constancia en la que se me hace referir que no tengo antecedente penal alguno de ninguna naturaleza y tengo la libertad de participar en mi aspiración para convertirme, primero en candidato y luego en alcalde de municipio de Acapulco”, afirmó.