CHILPANCINGO, Gro., 23 de agosto de 2014.- El dirigente del PRI en Guerrero, Cuauhtémoc Salgado Romero, señaló que ese partido no está en espera de verse favorido por alguna coyuntura electoral en 2015 ni aguarda tampoco el tiempo propicio para negociar elecciones, porque el voto de los ciudadanos no es negociable y advirtió que ese partido quiere ganar no sólo en Guerrero sino en todo el país “y está en la ruta de lograrlo”.

El dirigente salió al paso así de diversas voces que anticipan escenarios el año próximo donde el tricolor podría no solo negociar candidaturas, sino alianzas de facto e incluso resultados electorales.

Luego de sostener reuniones con grupos regionales en audiencia, el dirigente priísta señaló que esos que especulan con esos temas se equivocan y aseguró que su partido está trabajando cotidianamente para construir la unidad, que será fundamental para el triunfo, con todos los militantes, grupos y organizaciones, porque en el PRI todos caben y no se excluye a nadie.

El objetivo será no ganar debajo de la mesa, sino ganar con contundencia en las urnas y por eso constantemente exhorta a los cuadros destacados y a la militancia “a fortalecernos en la unidad y trabajar para lograr eso que está a nuestro alcance, que es el triunfo electoral en nuestro estado.”

Salgado Romero sostuvo que el PRI tiene las mejores mujeres y los mejores hombres, los más capacitados, para luchar y ganar la elección de 2015, el gobierno estatal, los 81 municipios y la mayoría en el Congreso local y no necesita tomar prestados candidatos de ningún otro lugar.