CHILPANCINGO, Gro., 1 de septiembre de 2014.- El dirigente de la Coordinadora Estatal de los Trabajadores de la Educación en Guerrero (CETEG), Ramos Reyes Guerrero, denunció que es una verdadera aberración el exhorto que hicieron recientemente los dirigentes del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación, quienes según señaló invitaron a los padres de familia a ahorrar dinero “porque de ahora en adelante ellos se harán cargo del mantenimiento de las escuelas en base a la reforma educativa”.

El dirigente señaló que el magisterio disidente se movilizará para evitar que se consume ese abuso en contra de la economía de las familias, que además viola la gratuidad de la educación que está consagrado en la Constitución y que ahora el gobierno de Enrique Peña Nieto pretende pisotear.

Agregó que otra de las acciones contra la reforma educativa será la marcha y acción de resistencia que se llevará a cabo en la Ciudad de México y en las que Guerrero tendrá una importante participación, aunque el número específico de maestros que participarán se definirá este día 6 de septiembre, cuando se lleve a cabo una asamblea estatal.

Sobre el plan de acción de la disidencia para los próximos meses, Reyes Guerrero dijo que habrá a su vez una reunión nacional para definirla, pero no descartó que la CETEG efectúe movilizaciones más radicales como en el caso de Oaxaca.

También dijo que el gobierno pretende desaparecer las organizaciones gremiales del magisterio, los sindicatos, pues le estorban al régimen en sus planes privatizadores para la educación, por lo que convocó a los docentes a la unidad.