CHILPANCINGO, Gro., 16 de noviembre de 2013.- Los comerciantes inconformes que instalaron sus puestos en el zócalo, iniciaron a desmantelarlos voluntariamente ante la amenaza de desalojo.

Minutos después de las 13:00 horas llegó al zócalo capitalino el director de Gobernación, Inocente Mojica Peña, acompañado de una treintena de policías preventivos.

El funcionario invitó a los comerciantes a desalojar la explanada de manera voluntaria para evitar el uso de la fuerza pública. En cuestión de minutos los comerciantes desalojaron pacíficamente el zócalo; a las 14:30 horas los policías se retiraron.

Los comerciantes locales se instalaron en la explanada central desde el viernes 15 de noviembre a manera de protesta por el ingreso de tianguis foráneos.

De acuerdo al director municipal de Gobernación, los comerciantes locales no cumplían los requisitos para ocupar la zona porque sus productos son de marcas apócrifas y no pagaron los permisos correspondientes.

“El zócalo de Chilpancingo es patrimonio de la humanidad y hay que respetarlo”, sentenció.