MÉXICO, DF, 09 de octubre de 2014.- El avión Boeing 787-9 Dreamliner para uso presidencial arribó este jueves a la Base Aérea Militar Número 1 en Santa Lucía, Estado de México.


De acuerdo a lo publicado por Reforma, la aeronave, procedente de Estados Unidos, tiene capacidad de realizar vuelos de largo alcance (trasatlánticos), y de acuerdo con la Defensa Nacional cumple con los requerimientos y regulaciones de la normativa aeronáutica nacional e internacional.


Actualmente, la Presidencia de la República utiliza el TP-01, un Boeing con capacidad para 66 pasajeros que data de 1987, y el TP-02, otro Boeing con capacidad para 68 pasajeros, de 1989, los cuales tienen que hacer escala para vuelos trasatlánticos.


El proyecto de inversión consideró un costo de 8 mil 669 millones de pesos más mil 170.3 millones de pesos para mantenimiento mediante un esquema de arrendamiento financiero a 25 años.

Tras una serie de críticas de legisladores y especialistas por el costo excesivo, la Sedena bajó su precio a 6 mil 94 millones 689 mil pesos.

Si tienes suscripción a Reforma sigue leyendo:

http://www.reforma.com/aplicaciones/articulo/default.aspx?id=362144&v=5&sc=672