CHILPANCINGO, Gro., 20 de agosto de 2014.- El sistema de baja presión en el Océano Pacífico, ubicado frente a las costas de Chiapas, aumentó a 30 por ciento de probabilidad para evolucionar a ciclón tropical en 48 horas y 80 en cinco días, por lo que se mantiene vigilancia sobre el meteoro, informó vía comunicado la Subsecretaría de Protección Civil de Guerrero.

Indicó que en el reporte de las 19:15 horas del Servicio Meteorológico Nacional, la baja presión se ubicaba a 720 kilómetros al sur de Tapachula, y se mueve al oeste-noroeste a 15 kilómetros por hora, con vientos sostenidos 25 y rachas de 35, por lo que se prevén nublados, neblinas, actividad eléctrica y lluvias fuertes puntuales en Costa Grande, Tierra Caliente, Norte, Montaña y Centro, y moderadas en Acapulco y Costa Chica.

La dirección del viento será variable con velocidades de cinco a 12 kilómetros por hora, con algunas rachas de hasta 40, indicó Protección Civil.

Por otro lado, la onda tropical 23 dominará la región central del país, en su avance hacia el oeste, y provocará potencial de lluvias fuertes a muy fuertes acompañadas de tormentas eléctricas y granizadas en estados del centro y sur del país, en tanto que la tormenta tropical Lowell, se ubicó a las 16:00 horas a mil 190 km al oeste-suroeste de Cabo San Lucas, Baja California Sur, sin afectar al territorio nacional.