ACAPULCO, Gro., 21 de mayo de 2015.- En el transcurso de la noche de este miércoles 20 de mayo, el Ejército, la Policía Estatal, peritos de la Fiscalía de Guerrero y el Servicio Médico Forense (Semefo) llegaron a Tlacotepec para dar fe de los hombres asesinados tras un enfrentamiento entre supuestos grupos antagónicos de la delincuencia organizada en la comunidad de El Naranjo, ubicada en el municipio de Leonardo Bravo, en la Sierra de Guerrero.

 

Fuentes de la Fiscalía señalaron que en la refriega 11 personas resultaron lesionadas y 20 lesionados que fueron atendidos en el Centro de Salud de la comunidad; mientras que en un comunicado de las autoridades federales informan que solo fueron cinco hombres armados asesinados y ocho lesionados.

 

De acuerdo a la versión de vecinos, quienes pidieron omitir sus nombres, señalaron que el enfrentamiento comenzó la noche del martes y se extendió hasta la mañana del miércoles en El Naranjo.

 

Los habitantes se comunican a través de radios de onda corta, ya que en esa zona de la sierra de Guerrero no hay cobertura para teléfono celular, los que estaban cerca del enfrentamiento se comunicaron con otros vecinos del lugar quienes escucharon las detonaciones de armas de fuego.

 

Esto obligó a la suspensión del transporte público de Filo de Caballos hacia El Naranjo durante todo el miércoles, uno de los choferes les dijo a los comunicadores que no se podía subir al poblado porque aún había sicarios; él y su familia salieron del lugar y se dirigieron a Filo de Caballos por temor a que fueran asesinados, aseguró que hasta este miércoles no había presencia de elementos del Ejercito en esa zona.

 

Fuentes de la Fiscalía relataron que vieron sobrevolar un helicóptero pero no aterrizo. Explicaron que lo utilizaron para reconocer la zona que es de muy difícil acceso y se tienen que trasladar por caminos rurales y brechas para llegar al poblado El Naranjo.

 

El comunicado que envió la autoridad federal, informó que fueron decomisadas tres armas largas y cuatro vehículos y que en el enfrentamiento se registró en Tlacotepec, municipio de Leonardo Bravo, con un saldo de cinco personas ejecutadas y ocho lesionados.