ATOYAC, Gro., 3 de octubre de 2014.- Tres instituciones educativas cerraron sus puertas en la comunidad de El Molote, ubicada en la parte alta de la sierra de este municipio, debido a que los pobladores abandonaron el pueblo por la inseguridad que existe en la zona, según publica La Jornada Guerrero.

De acuerdo a las autoridades educativas en la región, el caso de El Molote se convierte en el primero en el que se reporta el cierre de instituciones educativas por falta de alumnos.

Al inicio del presente ciclo escolar, el Jardín de Niños Isabel La Católica; la primaria José María Bocanegra y la telesecundaria Ignacio Manuel Altamirano, dejaron de funcionar por quedarse sin alumnos, por lo que los maestros actualmente está concentrados en la Jefatura de los Servicios Estatales de Educación en Costa Grande, en espera de que las autoridades de la Secretaría de Educación Pública (SEP) los reubiquen en otros planteles.

El Molote, población situada en la parte alta de la sierra de Atoyac, y que colinda con los municipios de Heliodoro Castillo y San Miguel Totolapan, llegó a tener 300 habitantes, mismos que se vieron desplazados por la inseguridad que existe en esa parte de la sierra.

El temor originó que los habitantes se vieran obligados a trasladarse a otras comunidades y municipios cercanos, llevándose consigo a sus hijos, que evidentemente abandonaron sus estudios, relataron las autoridades educativas.

Lee la nota completa aquí: http://bit.ly/1nTK9T7