ZIHUATANEJO, Gro., 28 de diciembre de 2013.- El titular de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social del estado de Guerrero, Alberto López Rosas detalló que las condiciones actuales que vive la región,  impactaron la calidad de los empleos y los números de ocupación.

Durante el 2012, Guerrero registró una estadística de desempleo de 2.18 por ciento, cifra que colocó a la entidad como la segunda a nivel nacional con menos índice de desocupación laboral, este año, Guerrero registró un nivel de desempleo de 3.8 por ciento, un incremento del 1.62 por ciento en comparación con el año pasado.

En lo que respecta al municipio de Zihuatanejo, López Rosas puntualizó que el índice de desocupación laboral es de apenas 2.6 por ciento, debajo de la media estatal.

En la calidad de los empleos, dijo, están dentro de la media nacional de salarios.

Subrayó que gracias al Plan Nuevo Guerrero, el gobierno federal invertirá 30 mil millones de pesos para superar los daños ocasionados por las tormentas tropicales Ingrid y Manuel, así como superar los rezagos sociales que sufre la entidad.

Explicó: “Al aplicarse esos 30 mil millones, además del presupuesto ordinario del gobierno del estado, consideramos que vamos a mantener una planta productiva en un nivel aceptable”.

Destacó que la contingencia provocada por las lluvias no afectó en gran medida el índice de desocupación laboral.

“Hubo un incremento en la tasa de desempleo, pero aún así no llegamos a la media nacional, sin embargo el reto, con las inversiones anunciadas, es disminuir ese porcentaje”, dijo.

Reiteró que la planta productiva y laboral del estado a mantuvo sin grandes cambios a pesar de los daños que provocaron las tormentas “Ingrid “ y “Manuel”.