MÉXICO, DF, 17 de octubre de 2014.- A 20 días ocurridos los lamentables hechos en el municipio de Iguala, Guerrero, el Grupo Parlamentario del Partido del Trabajo criticó el letargo de las autoridades y lamentó que las investigaciones no arrojen resultados contundentes sobre la ubicación de 43 normalistas de Ayotzinapa y los responsables de la desaparición de éstos.

El coordinador del partido opositor en San Lázaro, Alberto Anaya Gutiérrez, urgió a las autoridades a dar respuesta ante la urgencia y el sufrimiento de los familiares de los estudiantes, así mismo exigió la presentación con vida de las jóvenes víctimas.

No se puede permitir que un asunto tan grave como el de Ayotzinapa se quede en la impunidad y en el olvido”, demandó el líder petista y acusó de incapacidad al gobierno en sus tres niveles por esclarecer este caso, como lo evidencia la aparición de más fosas clandestinas en el Cerro Grande del municipio guerrerense.

Con respecto a los asesinatos de seis personas, tres de ellos normalistas, ocurridos 26 de septiembre, afirmó que “nada justifica el uso de la violencia y menos con la saña con que se atacó a los estudiantes.

Es inadmisible que se perpetren este tipo de barbaries, condenables desde cualquier perspectiva; no debemos permitirlo y como sociedad tenemos que asumir nuestra responsabilidad de exigir su esclarecimiento y castigo”.

Contrario a otras fuerzas políticas, el PT señaló que la renuncia del gobernador Ángel Aguirre, ni la desaparición de poderes darán solución a “la violencia que está carcomiendo al estado de Guerrero” en un caso calificado como un crimen de lesa humanidad y considerado un asunto de seguridad nacional que da cuenta de la grave descomposición que la sociedad está padeciendo.