ACAPULCO, Gro., 21 de octubre de 2014.- El abogado de los padres de los 43 normalistas de Ayotzinapa desaparecidos, Vidulfo Rosales Sierra, dijo que no están satisfechos con las investigaciones y no tienen confianza en las autoridades federales y estatales.

Durante una reunión privada, el procurador general de la República, Jesús Murillo Kiaram, y el secretario de Gobernación, Miguel Angel Osorio Chong, le aseguraron que la Fiscalía General del Estado (FGE) hizo un mal procedimiento al sacar cuerpos de las fosas clandestinas encontradas en Iguala.

Al salir de la reunión el abogado, integrante del Centro de Derechos Humanos de la Montaña Tlachinollan, señaló que les dieron un informe pormenorizado del avance de las investigaciones del llamado “caso Iguala”, pero no les dieron certeza de si los estudiantes podrían estar vivos, tienen la percepción de que la información es limitada e incompleta y no hay confianza.

Vidulfo Rosales dijo que hasta que concluyan las pesquisas forenses, que aún realiza un equipo de especialistas argentinos con peritos de la PGR, van a descartar que los cuerpos encontrados pertenecen o no a los desaparecidos.