México, DF, 13 de noviembre de 2014.- Los actos de violencia no sólo atentan contra la Ley, sino contra la sociedad y es necesario restablecer el orden legal, para que el diálogo pueda prevalecer, afirmó el Comité Ejecutivo Nacional, CEN, del PRI, en relación a los actos violentos suscitados en Michoacán este martes 11 de noviembre.

El CEN expresó su solidaridad con sus compañeros priístas de Morelia y pidió a las autoridades locales protección para los dirigentes y militantes de nuestro partido en esa ciudad.

El artero y abusivo ataque a las instituciones del Estado, así como a nuestras instalaciones por provocadores encapuchados, agrede a la sociedad michoacana en su conjunto. Esa inadmisible forma de protesta se aleja y contradice a las causas justicieras que supuestamente defiende. Reiteramos nuestro llamado a imponer el orden legal y, dentro de éste, entablar el diálogo que permita encauzar cualquier diferencia. Ante la violencia, la política edificante, remató.