CHILPANCINGO, Gro., 21 de mayo de 2014.- El presidente municipal de Chilpancingo, Mario Moreno Arcos, acordó este martes con los elementos policiacos que no acreditaron la evaluación de control y confianza para continuar en el área de seguridad pública, su liquidación total en una sola exhibición, incluyendo además el pago de la quincena que transcurre; asimismo, se exploró la posibilidad de recontratarlos en áreas diversas, de acuerdo a las necesidades del ayuntamiento.

 

La liquidación de los 70 policías que no fueron calificados por el sistema de evaluación del gobierno federal, será realizada el día 30 de este mes ante el Tribunal de lo Contencioso Administrativo, y de acuerdo a lo que estipula la ley, pero además, con justicia, por los servicios prestados en el área de Seguridad Pública del municipio.

 

Durante la reunión, señaló que había dado instrucciones al secretario de Finanzas del Ayuntamiento, Jesús Urióstegui Alarcón, realizar los movimientos financieros para que en el plazo señalado se tengan disponibles los recursos correspondientes para pagar a los policías su retiro.

 

Asimismo, a petición de los propios elementos, el primer edil acordó el pago de la segunda quincena de mayo; asimismo, instruyó cubrir espacios en diversas áreas de la administración municipal, para quienes deseen incorporarse, como por ejemplo, en Servicios Públicos Municipales.

 

Moreno Arcos reconoció el trabajo de los policías que hoy se encuentran en proceso de liquidación, señalando que la evaluación de la que fueron objeto, y que por diversas circunstancias no aprobaron, es una disposición federal, a la que se someten todos los cuerpos policiacos del país y “no es una decisión que tomamos nosotros”, dijo.

 

Por otra parte, el presidente municipal dio a conocer que en el caso del Mando Único, para el mes de julio próximo se integrarán 100 elementos de la Policía Municipal Preventiva, con la posibilidad de incrementarse a 200 en una primera etapa.